h1

Crónica del concierto de los Fuzztones

7 junio 2008

– Crónica del concierto de los Fuzztones en la sala La Nau (Barcelona) el 4 de junio de 2008 –

Aseguran que es su gira de despedida, pero espero que sea tan cierto como cuando lo dijeron el año pasado. Si la última vez nos sorprendieron con una sección de viento al más puro estilo Caiga quien caiga (estéticamente hablando) —que no encajaron nada mal con su sonido sucio y sexy— este año han vuelto a lo fundamental: guitarras, bajo, batería, armónica y órgano, y esta vez también theremín, que no siempre lo llevan y a mí me parece un instrumento clave del sonido fuzztonero, porque en gran medida aporta ese aire siniestro tan especial suyo. La actuación no fue muy larga, pero sí bastante intensa. Empezaron a saco con «She’s wicked», uno de sus himnos, aunque les llevó un par de canciones entonarse realmente. Sin dar un segundo de tregua entre canción y canción, fueron ganando intensidad, se notaba que iban sintiéndose cada vez mejor y la energía entre el público también empezó a crecer enseguida.

Yo estaba en primera fila, ideal para no perder detalle de la cara del batería, Mad Mike, que es todo un personaje: un músico visceral donde los haya que se desata en el escenario y que, además, supone un contrapunto muy curioso a Rudi Protrudi. Muchos baterías pasan desapercibidos al fondo del escenario, detrás de sus platillos, pero él no. Puede decirse que entre Rudi y él dirigían el cotarro. Rudi, con su pose característica sexy-guarra, no sorprendió porque los que hemos visto a los Fuzztones en más ocasiones ya le conocemos. Por mí perfecto, porque es así como me gusta. Entre Rudi y Mike es evidente que hay chispa en el escenario: Mad Mike replicaba con humor los comentarios de Rudi, que en un determinado momento se fue para atrás para tocar la batería con él.

El resto de músicos, todos muy bien: la banda sonó potente y unida, aunque me dio la impresión de que Lana Loveland estaba un pelín apagada. No es que sonara mal, pero eché de menos sus bailes sexys de otras ocasiones, y un poco más de comunicación entre ella y Rudi. Las guitarras en esta gira están a cargo de Vince Dante y Lenny Silver (que también estuvo el la última) y el bajo, que me corrijan si me equivoco, era Eric Geevers, que también ha compartido formación con Rudi en Link Protrudi and the Jaymen. Vince también tocó el theremín en varias canciones. Una de las que más me gustaron fue «Black lightning Light», que está en el disco Salt for zombies (cojonudo, por cierto) cuya versión original es de The Shy Guys. También en ese disco está «Don’t blow your mind», «Johnson in a headlock», «Face of time», «Idol chatter», «Get naked»… muchas de mis favoritas. Recomiendo mucho este disco a todos los que hayan oído solo lo más antiguo de los Fuzztones. Es de 2003 y tiene mucha calidad —es redondo— sin que se eche en falta nada del sonido original de la banda (cosa rara en un grupo que ha dado tantas vueltas, con tantas formaciones distintas a lo largo de los años). Pero volviendo al concierto, en un momento Rudi se quejó de que, según él, la gente ya no piensa, ya no habla, ya no escucha rocanrol, ya ni siquiera folla (literal) y, después de echar la culpa básicamente a la televisión y los periódicos nos dijo que esa noche estábamos allí para hacer todo eso y nos pidió que nos lo pasáramos bien, que nos liberáramos, que habláramos unos con otros y nos instó a «matar nuestros televisores» al llegar a casa, justo antes de arrancarse con «This sinister urge». Me pareció apropiadísimo :)

A mitad del concierto Rudi tuvo unas palabras de recuerdo para Bo’ Didley, que había fallecido dos días antes y, tras un descanso de apenas unos minutos, nos regalaron un par de rocanroles impagables, a toda mecha y ya con el público desatado (bueno, he de decir que no miré mucho para atrás y yo me desato con poco, ¡a ver si alguien lo corrobora!). En ese momento se subió al escenario, al parecer espontáneamente, un tipo que yo no conocía, a hacer coros con Rudi, y cuando terminó la canción nos lo presentó: era Sami Yaffa, actual bajista de los New York Dolls, que tocaban en Barcelona ayer día 6.

Volvieron a dejar el escenario mientras no dejábamos de gritar, golpear el escenario, etc. pidiendo más, y al cabo de un momento aparecieron y se arrancaron con «Cinderella» y remataron la actuación con «Strychnine», ambas de los Sonics. Hicieron hincapié, como el año pasado, en que estas canciones no son suyas, porque muchos fans de los Fuzztones (sin ir más lejos, yo misma hasta hace pocos años) piensan que son de ellos, y es que realmente sus versiones son tan buenas que han llegado a ser más famosas que las originales. Pero credit where credit’s due, y esas dos son de los Sonics.

En fin, yo me habría chupado otra hora de concierto tranquilamente, aunque quedé satisfecha con la actuación: me gustó incluso más que la del año pasado (que me encantó) y al salir me compré el disco de canciones de música country de Rudi Protrudi, Lady killer, que apenas he escuchado una vez todavía, pero me gusta. Siempre me ha gustado mucho Rudi como cantante, le comparo sin cortarme un pelo con Elvis y Jim Morrison: los tres tienen esa cualidad sexy en su voz y en su manera de estar en el escenario. Pero Rudi más guarro :)

Y nada, os dejo aquí unos temitas de Salt for zombies (2003) para que veáis que no miento cuando digo que es un disco cojonudo.

«Don’t blow your mind», «Black lightning light», «Idol chatter» y «Be forwarned», que podéis escuchar AQUÍ.

Nota: las fotos con las que ilustro el artículo son de Alterna2. Podéis ver el resto del álbum aquí, y leer su crónica aquí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: